Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia de uso web. Si continúa navegando entendemos que acepta su uso. Más informaciónAcepto

BlackJack

El blackjack puede parecer puramente americano, pero en realidad proviene de “La Veintiuna”, un juego de origen español.

La primera referencia escrita sobre este juego está contenida en la obra picaresca Rinconete y Cortadillo de Miguel de Cervantes. Allá por el 1600, el texto describe el objetivo del juego: sumar veintiún puntos sin pasarse. Con lo que se deduce que ya se jugaba en Castilla a principios del S. XVII.

Así que ahora que sabes que estás en la tierra que vio nacer el Blackjack, parece un buen momento para probar suerte, ¿no crees?

LO QUE DEBES SABER ANTES DE EMPEZAR

El objetivo de este juego es sumar 21 puntos o acercarse lo máximo que se pueda sin pasarse. Y, a ser posible, con dos cartas. Pero más adelante veremos que se podrán pedir muchas más.

Para jugar al Blackjack se utiliza un gran mazo compuesto por seis barajas francesas, tres de un color y tres de otro, de 52 cartas cada una.

El valor de cada carta es el siguiente:

  • Figuras: 10 puntos.
  • As: 1 u 11 puntos, dependiendo del criterio del jugador.
  • El resto de naipes conservan su valor.

En cada mesa pueden jugar sentadas hasta siete personas. Ellos son los que toman las decisiones respecto a su juego. Pero, con su consentimiento, los jugadores que se encuentren de pie y no tengan puesto podrán apostar a las casillas de los primeros, eso sí, sin tomar decisiones respecto al juego.

Para poder jugar al Blackjack el crupier debe repartir, además de a sí mismo, a dos puestos de juego. Así que si estás jugando solo, deberás apostar como mínimo en dos casillas.

COMIENZA EL JUEGO

El crupier barajará las cartas y, tras el corte de uno de los jugadores, las depositará en el sabot, de donde las sacará de una en una.

Una vez realizadas las apuestas en el espacio rectangular del tapete reservado para las fichas, el crupier distribuirá una carta descubierta a cada jugador, comenzando por su izquierda y terminando por él mismo.

A continuación, repartirá en el mismo orden una segunda carta descubierta, menos para él. Cada jugador decidirá entonces según sus puntos si quiere más cartas o se planta. Si tras pedir nuevas cartas un jugador supera los 21 puntos, pierde y el crupier le retira inmediatamente la cantidad jugada y sus cartas.

Cuando los jugadores han realizado su juego, lo hace el crupier de acuerdo a las siguientes normas:

  • Deberá darse cartas hasta alcanzar, como mínimo, los 17 puntos teniendo que plantarse cuando los alcance.
  • Contará el As como 11 si con ese valor alcanza los 17 puntos o más. Si supera 21, lo contará como un punto.

PAGO DE LAS APUESTAS

Ganará el jugador o jugadores que superen en puntos al crupier -siempre que no sobrepas en los 21- pagándose a la par, es decir, la misma cantidad jugada. Si el jugador hiciese

Blackjack: 21 puntos con las dos primeras cartas.

(As + Figura o diez) se le pagará 3 a 2 la cantidad jugada. El Blackjack ganará siempre a la puntuación de 21 obtenida con más de dos cartas.

Si se empatase con el crupier, la jugada será nula, pudiendo entonces modificar su apuesta o retirar la cantidad juGada.

EL SEGURO

Cuando la primera carta del crupier sea un As, los jugadores podrán asegurarse frente al posible Blackjack. Antes de repartir la tercera carta al primer jugador que la pida, el crupier propondrá el seguro.

El jugador pondrá sobre la línea del seguro, situada frente a él, una cantidad como máximo igual a la mitad de la cantidad que había jugado. Si el crupier consiguiese un Blackjack, recogerá las jugadas que pierden y pagará los seguros 2 a 1. Si no lo sacara, recogerá los seguros y seguirá el juego conforme a las normas anteriormente expuestas.

PARES

Si recibe las dos primeras cartas del mismo valor, podrá jugar con cada una de ellas independientemente, debiendo realizar una apuesta igual a la inicial. Si recibiese dos ases, sólo podrá pedir una carta más; si ésta fuese un diez o una figura, la cifra de 21 no sería considerada BlackJack.

APUESTA DOBLE

Cuando el jugador obtiene 9, 10 u 11 puntos con las dos primeras cartas, podrá doblar la apuesta teniendo derecho sólo a una carta más.

Recuerde que...

No se admiten apuestas bajo palabra, careciendo éstas de todo valor.

El cliente es responsable de sus apuestas situadas sobre el tapete.

Casino Gran Madrid le ofrece la posibilidad de jugar al blackjack online, lo que le permitirá jugar desde cualquier sitio y desde cualquier dispositivo: móvil, ordenador o tablet.